Proverbios 1:7

Prov.1_7 Casa de Yisrael

La disciplina de Yahwéh se basa en infundir respeto por su Autoridad, como Creador del Mundo y dador de vida. Para poder conocer al Todopoderoso verdaderamente tenemos que empezar por respetarle. Generalmente se traduce la palabra hebrea «yiráh» ( יִרְאָה ) como «temor». Está bien, pero no se trata de un temor como miedo o terror, sino en sentido de respeto y honra. Cuando realmente le respetamos, también le obedeceremos. A veces nos disciplina como los padres deben hacerlo con sus hijos para que no se descarrilen de la senda correcta. Todo lo hace porque Él ama a sus hijos. Y, si decimos que somos sus hijos, debemos aceptar su disciplinamiento, sus correcciones, sus enseñanzas, para alcanzar la sabiduría que nos lleve por el buen camino de vida iluminada por el bien que enseña la Palabra de Él. De tal manera, seremos hijos respetuosos que glorificarán a Yahwéh con sus actos; y reflejaremos la Luz que produce su Espíritu de Santidad en nosotros para que otros sigan nuestros pasos. En definitiva: seguiremos el ejemplo que dejó el Hijo de Yahwéh, Yahoshúa el Mesías.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s