Proverbios 15:8-14

Prov.15_8-14 Casa de Yisrael

La palabra hebrea “zévaj” (sacrificio) se relaciona con los ordenados en el Libro de Levítico, cuando se ofrendaban animales para cubrir pecados. La intención era que el pecador se arrepintiera y en su lugar moría un animal, simbolizando que sus pasiones “animales” debían “morir”. O sea, como explicará luego el Apóstol Pablo, debían dejar de “vivir en la carne“, para pasar a “vivir en el espíritu”, guiado por el Espíritu de Santidad de Yahwéh. Pero la ofrenda de los malvados es gozarse en vivir en la carne, lejos de hacer la voluntad del Todopoderoso y de la vida espiritual cumpliendo sus mandamientos. Y ese camino es el que Él aborrece.

Al no haber más sacrificios animales, estos fueron reemplazados por la oración. Pero esta oración debe ser la que agrada al Eterno; y es la que hace el recto, el que busca la justicia con un auto juzgamiento y confesión de pecados, junto con arrepentimiento sincero para no volver a pecar en lo mismo. Esa es la plegaria hebrea que hacen los justos y a quienes ama Yahwéh.

Cuando se abandona el camino de vida haciendo la Voluntad de Yahwéh, se rechaza también las correcciones o reprensiones. Si no vuelve pronto, puede ser arrastrado hacia la muerte perpetua.

No hay ninguna posibilidad de ocultar cosas al Todopoderoso. Ningún pensamiento malo, nada es secreto para Él. Por eso Él nos enseñó antes por medio de Salomón: “Más que todo lo que guardas, guarda tu mente, que ella es fuente de vida.” (Prov.4:23 VIN). El ser humano fue creado con el poder de dominar su mente y sus pensamientos para evitar el pecado. Sólo hay que cuidar la mente para que esté fuerte para cuando lleguen las tentaciones o provocaciones.

El burlador nunca desea la reprensión porque le falta amor, tanto al prójimo como al Todopoderoso. Por tal razón, escapará de los sabios que le puedan aconsejar que se arrepienta y cambie.

El corazón alegre es una mente que goza y muestra ese sentimiento en su rostro. Ahora, ¿qué es lo que pone a una mente alegre? La prudencia, manifestada en la búsqueda del conocimiento de Yahwéh y de su Hijo. Como dijo Yahoshúa:

Y de esto depende la vida eterna: que te conozcan a Ti [Yahwéh], como el único Elohim [Todopoderoso] verdadero, y a Yahoshúa, como el Mesías que tú has enviado. (Jn.17:3 VIN)

Todo lo que se aparte de estos conocimientos puede traer tristezas y tropiezos en necedad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s